Guardar

Guardar

Guardar

 

 

EXPOSICIONES, CRÍTICA, COMENTARIOS

 

 

 
CIUDAD DE LA ALEGRÍA

 

 

Necesito poner mi mente en blanco, necesito entrar en un estado de “inconsciencia” para tratar de llegar a las formas elementales de mi cerebro. Es dejar de percibir y llegar a lo percibido para poder plasmar

 

 

 

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

 
SOCIEDAD MODERNA

 

 

Me gusta observar al mundo como un objeto estructural, donde existen líneas, vectores, aposentos orgánicos, para sumergirme dentro de esa inmensa disposición, y entender que hago parte de ella. Esas líneas nos

 

 

 

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

 
CÓDICES DE IRREALIDAD

 

 

En encuadres lineales, cuadrados, espirales, de cintas o mosaicos. Encajes todos ellos. Unos, grises llenos de tonalidades. Otros, coloridos, casi como jardines, llenos con las flores de los sueños, recordándonos

 

 

 

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

 
TRAVESÍAS INTERIORES

 

 

Sin embargo esta travesía hacia el Microcosmos es en realidad un viaje mágico hacia el Macrocosmos donde el Hombre Viajante se conecta con la Dimensión Universal. Las huellas de este Recorrer quedan marcadas

 

 

 

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

 
MUNDOS PARALELOS

 

 

No sé si es profundo, primario, o de otra dimensión, pero lo que si sé, es que es energético e impactante. Es indudable que fuerzas de diferente naturaleza nos gobiernan, que registros y experiencias nos dan facultades

 

 

 

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

 

 

 

ALVARO GALINDO

 

Nace en Bogotá en 1963, su formación como Diseñador lo lleva a la investigación de los procesos del entendimiento visual, estudia a fondo diversas teorías de la percepción del ser humano. Posteriormente se traslada a España a estudiar con los restauradores de la Capilla Sixtina, Restauración de Pintura Mural. Con un grupo interdisciplinario, y bajo la supervisión de Sabino Giovannoni, Nazzareno Gabrielli, Heinz Leitner y Fabrizio Bandini, restaura la Catedral de Alcalá de Henares. Esta experiencia lo marca en su inclinación por las Artes Visuales. Estudia Grabado en el Taller de Rosenell Baud.

 

 

 

 

Guardar

 

 

 

SU OBRA

 

 

Título: El árbol de las delicias, Técnica: Acrílico sobre tela, Dimensiones: 120 cm X 100 cm

 

 

La pintura es ese instante quieto, que libera al espíritu de sus dinámicas formas ocultas, es silencio, espacio, es hombre, expresión y tiempo. Aquí empieza la dificultad de hablar de ella objetivamente, sin dejar a un lado la razón por la cuál la obra de arte existe: La visión subjetiva de la sensación.

La pintura de Alvaro Galindo, a partir de la mezcla de técnicas, transmite la búsqueda de la unidad de la forma con su materialidad, una unidad dentro de lo distinto; al igual que con los contrastes de color, nos sitúa entre dos mundos casi irreconciliables. Cada pintura nos abre un espacio reservado a la pregunta por la existencia de ese otro mundo que va más allá del lienzo donde el encuentro, quizá se hace posible.

Título: Tejido, Técnica: Acrílico sobre papel Fabriano, Dimensiones: 76 cm X 56 cm

 

 

 

 

 

 

 

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

 

ESCRÍBAME

 

 

                   





 

Guardar

Guardar

Guardar

 

O escríbame a:

agalindo@alvarogalindo.com

Personalmente le contestaré, si me escribe directamente a este correo - Personally I will answer you, if you write me directly to this email